-->

Nueva normativa para vehículos eléctricos e híbridos en la UE

Desde el 1 de julio de 2019, todos los nuevos vehículos eléctricos, híbridos y de pila de combustible en la UE están obligados a emitir algún tipo de sonido. 


El fin es evitar accidentes. Pues se ha estimado que los coches eléctricos e híbridos tienen más de probabilidades de causar un accidente a bajas velocidades que un coche de combustión, debido a que no son advertidos por los peatones. 
Suiza ya ha decidido cumplir con la regulación europea y actualmente está trabajando para implementarla. Esto debería ser una ayuda para prevenir accidentes. En el futuro, todos los vehículos eléctricos nuevos estarán equipados con un "Sistema de Alerta de Vehículo Acústico" (SAVA) que producirá un sonido a través de un altavoz: el sonido, que imita a un motor, variará de un fabricante a otro.
Los modelos más antiguos deben estar equipados con este sistema para 2021 a más tardar. 

Los sistemas SAVA generan un sonido cuando los vehículos eléctricos retroceden o avanzan por debajo de 20 km/h. La razón es que, a velocidades más altas, el ruido de los neumáticos ahoga el motor. Si el motor de combustión de un vehículo híbrido está funcionando, el SAVA no debe hacer ningún ruido y los vehículos que ya emiten un sonido de advertencia de todos modos al retroceder no tienen que producir ningún ruido adicional. De acuerdo con la normativa de la UE, el SAVA debe estar equipado con un interruptor de fácil acceso para encender y apagar y debe encenderse automáticamente al inicio.

Córcega da la bienvenida a los autocaravanistas

La comunidad de Córcega y su agencia de turismo (ATC) lanzaron este año una convocatoria de proyectos, titulado "áreas de recepción y servicios para autocaravanas". Está iniciativa está destinada a profesionales, pero también a municipios y particulares. Para ser apoyados por la comunidad y el ATC, los proyectos deberán cumplir con determinadas especificaciones. El objetivo es fomentar la creación de instalaciones dedicadas a autocaravanas para aumentar la capacidad de recepción en la isla.

Por lo tanto, esta convocatoria de proyectos es una buena noticia para las autocaravanistas que deseen descubrir Córcega. También pueden optar por la agencia Camping Car Corse que ofrece recorridos que incluyen cruce de ferry y pernocta.

Para Ludovic Ingargiola, uno de los creadores de Camping-Car Corse,  "fue una de las concreciones de este enfoque profesional con el ofrecimiento de paquetes prepago con un conjunto de 14 campings en toda la isla que también contribuirá a que sea una solución atractiva", afirmó.

La apertura de la recepción de autocaravanas a no profesionales del turismo, la convocatoria de licitaciones incluso para las estaciones de servicios, es parte de un proceso que conducirá a una mejor recepción de los autocaravanistas.

La cuestión es atraer a los autocaravanistas a la Isla de la Belleza. Un territorio magnífico que espera ser capaz de conquistar a algunos de los 30.000 autocaravanistas que cada año, durante el invierno, viajan a Marruecos o a quienes que eligen como destino España o Portugal ".

Córcega (población: 327.000 habitantes aprox.)
Es una isla y una de las trece regiones que, junto con los territorios de Ultramar, conforman la República Francesa. Su capital y ciudad más poblada es Ajaccio.
Córcega es la isla de las mil caras, de los mil paisajes…un mosaico encantador de lugares mágicos que descubrir. Una montaña rodeada de mar, 1049 km de litoral y de maravillas naturales: un parque marino internacional, reservas naturales (en Scandola y en Bonifacio) y el Parque natural regional de Córcega.

¿Es legal subir la prima del seguro sin avisar?

Esta es una pregunta que se hacen la mayoría de los que conducen un vehículo a motor. Por ello, antes de firmar, conviene revisar el contenido de su póliza. Este es un manido asunto que muchos pasan por alto, pero que se convierte en vital a la hora de renovar.

INCREMENTO DE LA PRIMA EN LOS SEGUROS
Hay que partir de que el importe de la prima es un elemento esencial del contrato en cuanto constituye la principal de las obligaciones del asegurado -establecida en el artículo 14 de la Ley de Contrato de Seguros. Por ello, cualquier modificación de la prima supone una modificación contractual conforme al artículo 1.203.1 del Código Civil, en consecuencia, no cabe dejar al arbitrio de uno de los contratantes la variación de esta obligación pactada, prescindiendo del consentimiento de la otra parte.

Si la aseguradora pretende el incremento de la prima, requiere necesariamente el previo consentimiento del tomador  del seguro y para ello debe seguir una serie de formalidades que deben ser cumplidas por aquella.

Siguiendo resolución de la Dirección General de Seguros, en relación al aumento de la prima pueden darse dos supuestos:
  • Cuando la modificación de la prima está prevista en el contrato: en este supuesto, no se requiere una nueva aceptación del tomador ya que prestó su consentimiento al suscribir el seguro inicialmente.
  • Cuando la modificación de la prima no está prevista en el contrato: en este caso, el aumento de la misma debe ser aceptada por el tomador del seguro, en aplicación del artículo 5 de la Ley de Contrato de Seguros.
Sin embargo, si la aseguradora pretende el aumento de la prima para el nuevo periodo de cobertura, deberá comunicar al tomador del seguro el incremento con dos meses de antelación al vencimiento del contrato, pues conforme establece el artículo 22 de la Ley de Contrato de Seguros: “Las partes pueden oponerse a la prórroga del contrato mediante una notificación escrita a la otra parte, efectuada con un plazo de dos meses de anticipación a la conclusión del periodo del seguro en curso”.

En caso de que el asegurado haya sido notificado antes de los dos meses a la conclusión del periodo en curso y no acepte la subida de la prima, la entidad podrá negarse a prorrogar el contrato para el siguiente periodo de cobertura.

¿Qué ocurre si la compañía aseguradora comunica al tomador la subida de la prima faltando menos de dos meses para la finalización del contrato?

En este caso, si el tomador del seguro no acepta la citada subida de la prima, la aseguradora no podrá proceder al incremento y por tanto deberá respetar la prima del periodo anterior y ello hasta el vencimiento del siguiente periodo en el que, siempre que lo notifique con al menos dos meses de anticipación a la conclusión del citado periodo, podrá rescindir el contrato.